¿Qué define a un vino artesanal? Su identidad, su calidad y sostenibilidad

Por Daniela Paleo

¿Será por la forma de hacerlo? ¿O el volumen de producción? Lo cierto es que, en términos generales, un vino artesanal es aquel que se elabora teniendo en cuenta algunos aspectos que apuntan a todas estas características, y aún más interesante, responden a una creciente demanda de productos locales con identidad, de calidad y sostenibles.

¿Qué otros aspectos los definen?

Evitan los procesos automatizados 

La fabricación manual es una de las características más rescatables en todo tipo de producción artesanal. Esto también incluye, por ejemplo, el embotellado, el cual se realiza de manera manual y da un valor tanto más agregado a cada botella.

Evitan los procesos automatizados

Cero fertilizantes químicos

La mantención de la viña se hace evitando el uso de productos químicos como fertilizantes o abonos, que puedan ser nocivos para el medio ambiente o la cosecha. Esto influye notablemente en la calidad de los vinos resultantes de cada bodega.

Cero fertilizantes químicos

Procesos de producción y distribución sostenibles

Los vinos artesanales en general, tienen métodos sumamente respetuosos con la materia prima. Así, tanto la cosecha de la uva como las vendimias, son realizadas “a la antigua”. Es decir, sin mediar maquinaria, y en la medida de lo posible, con las manos (y pies) de los mismos productores.

Procesos de producción y distribución sostenibles

Producción limitada

Como es lógico, como resultado de un proceso de elaboración más manual y artesanal, el número de botellas producidas de esa cosecha es menor.

Producción limitada

Rescate de variedades autóctonas 

Esto tiene que ver con el interés por fomentar la producción local y así eliminar el transporte de la materia prima derivado de adquirir el fruto en otras regiones vitivinícolas.

Rescate de variedades autóctonas

Todos los vinos comercializados en Wino, son 100% artesanales y hechos en Chile.